Receta de espaguetis de calabacín con picadillo vegetariano 

Tiempo de cocción
'
Nº de personas
2
Dificultad
Receta de espaguetis de calabacín con picadillo vegetariano 

Las verduras pueden prepararse de muchas formas diferentes, por lo que si alguna no te gusta especialmente… quizás aún no has descubierto la forma de cocinarla. Al vapor, cocida, asada, frita, a la plancha… ¡o incluso en pasta! Este delicioso plato está restringido de muchas dietas en las que se busca reducir la ingesta de hidratos de carbono, pero con una riquísima receta de espaguetis de calabacín (calabacetis o zoodles) no echarás de menos la pasta y, si encima la acompañas de picadillo vegetal, tendrás un plato vegetariano muy completo. ¡Te lo garantizamos! 

Tiempo de cocción
'
Nº de personas
2
Dificultad

Ingredientes

2 
Calabacines
1 
Cebolla pequeña
Tomate frito o salsa de tomate casera
Sal, pimienta y orégano

Elaboración

  1. Lo primero que debes hacer es preparar el picadillo vegetariano, que servirá de acompañamiento a nuestros espaguetis de calabacín. Para ello calienta en una sartén una cucharada de aceite, añade el picadillo y cocínalo a fuego medio durante siete minutos, removiéndolo de forma regular. 
  2. Mientras se prepara el picadillo, lava los calabacines, sécalos bien con papel de cocina y corta uno de sus extremos -el otro nos servirá para presionar en el siguiente paso-. Si prefieres, puedes pelarlos para que el resultado final se parezca más a los espaguetis, pero la piel ayudará a que no pierdan su consistencia. 
  3. Para dar la forma a nuestros espaguetis de calabacín debemos emplear un espiralizador. Lo único que deberás hacer es empujar el calabacín desde el extremo que no hemos cortado para “sacarle punta”. Verás que el centro se queda dentro de la máquina, y lo recomendable es que sea así para que los espaguetis no contengan semillas. Si prefieres hacerlo sin el espiralizador, puedes usar primero un pelapatatas y después un cuchillo. 
  4. Pon a fuego medio-alto una sartén con un chorrito de aceite y, cuando esté muy caliente, añade los espaguetis de calabacín. Saltéalos solamente durante dos minutos, cambiándolos de posición cada quince segundos. Si los tienes más tiempo al fuego soltarán demasiado líquido y su textura quedará menos firme. 
  5. Una vez estén dorados, puedes salpimentarlos y pasar a retirar los espaguetis. 
  6. En la misma sartén añade un poco de aceite y pocha a fuego medio una cebolla bien picada, hasta que adquiera color. Incorpora el tomate frito, el picadillo vegetariano y un poco de sal, pimienta y orégano. Agrega los espaguetis de calabacín y deja que se cocine todo junto un minuto más, para integrar los sabores. 
  7. En cuanto lo tengas todo listo, llévalo directo a la mesa, ya que su textura es la ideal nada más sacarlos de la sartén. Puedes rallar por encima un poco de queso parmesano para que el emplatado sea de diez. ¡Buen apetito!  

Recomendación del chef

Hay gente que, a la hora de preparar los espaguetis de calabacín, prefiere dejarlos crudos. De este modo, además de ahorrar tiempo, consiguen una textura más crujiente que se asemeja a la pasta al dente. Así, el plato puede presentarse tanto frío como caliente, puesto que si el calabacín se encuentra a temperatura ambiente solo necesitará el calor de la salsa para calentarse. ¡De este modo habrás preparado un plato casi sin esfuerzo! 

Puedes rematar el menú del día con unas supremas de salmón sobre puré de patata o con unas popietas de lenguado y espinacas al ajillo. 
Qué opinan nuestros consumidores
Escribe tu comentario
Tus datos
*
*
Tu comentario
Puntúe la receta
*
*
Se el primero en hacer un comentario sobre este producto